Cocinas Clásicas: Todo lo que necesitas saber

Cocinas clásicas

Cocinas Clásicas: Todo lo que necesitas saber

La estancia reina de la casa, la cocina, se ha convertido en uno de los rincones clave de cada vivienda, donde poder cocinar cómodamente y compartir comidas con seres queridos. Hay infinidad de estilos y diseños en lo que a cocinas se refiere, como las cocinas modernas, las modulares, las minimalistas o las clásicas, de las que hablamos hoy.

En este artículo vamos a darte algunas claves para entender cómo son las cocinas clásicas y el mejor modo de darle un toque más moderno. Lo que tratamos es de conseguir una cocina elegante con diseño, que sea atractiva y que aporte un toque de distinción a la casa, sin olvidarnos de la función original para la que está hecha.

Estilo clásico: la solución a la saturación

En la última década, se ha notado el declive de las cocinas de estilo clásico, aunque es verdad, que al existir y aparecer más estilos es normal que decaiga también su porcentaje de existencia. Este desuso, tiene que ver con la innovación en materiales y a los prototipos de líneas rectas, que hacen mucho más fácil la coordinación en las cocinas de diseño contemporáneas y con espacios o salones abiertos. Hablamos de tendencia de muebles con frentes lisos, con el uso de colores nórdicos, como el blanco, el gris o el rosa cuarzo, con presencia de tecnología actual y accesorios modernos.

Esta tendencia alcista de las cocinas modernas, han hecho que las clásicas vuelvan a la palestra, por una saturación continuada en el tiempo. Aunque no son como las cocinas clásicas antiguas, sino que se ha realizado una hibridación de estilos, cogiendo lo bueno de cada uno. Las inclinaciones del estilo clásico y la sensación de viajar al pasado, por una parte, sumado a las ideas y materiales actuales, que la renuevan, pero sin perder su esencia clásica.

Clásico por fuera, moderno por dentro

Tendencias combinadas, colores actuales con acabados tradicionales, fregaderos de pila con terminaciones inglesas o tiradores con formas y terminaciones recuperadas son algunas de las características básicas de estas cocinas clásicas. Con estas características presentes, es hora de buscar la simbiosis entre el diseño y el mobiliario, con la tecnología actual que nos facilitará muchas tareas, como placas de inducción, lavavajillas, neveras o microondas, a los que también le han ido afectando la saturación moderna, cambiando sus líneas para casi cualquier entorno.

En cuanto a las tonalidades más usadas para las nuevas cocinas de estilo clásico, los más usados serían los colores claros, con los colores crema y los blancos, que además combinan a la perfección si poseemos algunas partes de madera. Otros detalles clásicos que pueden resaltar tu cocina, son los fregaderos o encimeras de piedra u otros materiales más nobles, como el mármol o la porcelana, que cumple su función original además de otorgarnos ese toque clásico. Esto, se puede combinar con puertas interiores de madera o incluso dependiendo de la tonalidad, de metal.  Para terminar la composición, debemos darle vida al lugar con colores y tonalidades más vivas, en elementos decorativos, como los centros de mesa, textiles o cuadros que tengamos alrededor, para darle un punto de contraste y vitalidad con el resto del espacio.

Tres consejos para saber si te va bien una cocina clásica a tu casa

Si quieres cambiar a tu cocina de estilo y quieres saber si le iría bien una cocina clásica, te dejamos tres consejos para identificar el resultado del cambio.

– Deben gustarte estos acabados: El primer consejo que te ofrecemos es que pienses si de verdad te gusta estos acabados, con terminaciones con molduras, ya que, si no te encantan, es fácil que te canse muy rápido si el entorno no es el ideal.

– Analiza el estilo de tu hogar: Debes analizar cuál es el estilo principal de tu vivienda, para saber cómo hibridar ese estilo con tu cocina clásica. Lo importante son los espacios alrededor de la cocina o incluso la planta entera (si existe más de una planta), dejando un poco de lado las estancias más lejanas o más privadas como las habitaciones.

– Las encimeras y los tiradores dan la pista: Al igual que un collar y unos pendientes son importantes para la elección de un vestido, las encimeras y los tiradores te darán la pista de color, para el resto del mobiliario general de la cocina.

En resumen, las cocinas clásicas vuelven a la palestra, hibridando con otros estilos y con la modernidad de la tecnología, que no debe faltar en ningún caso. En Tesesa, empresa especializada en cocinas, armarios y puertas en Málaga, tenemos infinidad de cocinas, aunque últimamente se está imponiendo la hibridación con lo clásico, por lo que te invitamos a contactar con nosotros para solventar tus dudas sobre nuestro servicio de cocinas a medida, así como también te invitamos a visitar nuestro catálogo, para que veas de primera mano nuestros productos de calidad y de qué forma poder combinarlos.

No Comments

Post A Comment

19 − 2 =